Lo que hay en la mente de un Mago

By  |  4 Comments
All in the Mind (novel)

Image via Wikipedia

Todos pasamos mucho tiempo mirando a las manos de nuestro mago favorito, accesorios, tal vez leyendo los libros de magia que ha escrito o estudiando los DVD de magia que realizó. Sin duda hay mucho que podemos aprender de todo eso, pero hay una cosa que no está disponible públicamente y sin embargo es la cosa más importante para un principiante. Y es esto: lo que está pasando en la mente de un maestro mago.


La primera cualidad de la mente del mago maestro es su singularidad. No tiene por qué significar que nunca hagas otra cosa que magia y convertirte en un friki molesto del que nadie quiere saber. Pero sí quiere decir que te enfocas y trabajas duro de tu magia, que eres entusiasta y comprometido, que te reservas un tiempo dedicado a ello, incluso cuando se está cansado, sin humor, o cuando resulta muy difícil.
Eso es disciplina, dedicación y determinación.

Eso es poner tu magia en primer lugar. No todo el tiempo, no por encima de tu día de trabajo o de tu esposa e hijos, sino plena y totalmente por el tiempo que le dediques (incluso si es sólo una hora y media por día) para la práctica de la magia. Sin distracciones, sin excusas.

Singularidad. Es una palabra grande y es un principio importante si quieres ser bueno en todo lo que requiere habilidades y el aprendizaje para llevar a cabo.
El camino más fácil a la disciplina, curiosamente, es el camino suave. No se trata tanto de cantidad, pero si sobre el desarrollo de la consistencia y de tener visión. Si sólo puedes 10 minutos al día, está bien, sólo asegúrate de que lo harás completamente concentrado. Te sorprenderá de lo mucho que se puede lograr con constancia. Además es una gran manera de fortalecer tus músculos mentales.

La segunda cualidad es el auto-conocimiento. No me refiero a algún tipo de cosa mística: me refiero a que el mago sabe el por qué de su deseo e intención de hacer magia.
Las razones por las que alguien quiera aprender trucos de magia pueden ser muy variadas: desde querer ser guay, para hacer dinero o simplemente querer hacer que la gente sonría o que abran sus mentes …etc.
Realmente no importa cuál es tu motivo y no siempre tienes que ir contándolo. Es algo personal. Lo que importa es que tu sabes lo que es.
Tienes que saber esto, porque es el combustible de tu motivación mágica. Visualizate con éxito. El saber el por qué ayuda enormemente a mantener la concentración y aumentar tu entusiasmo.

Por lo tanto, en la mente del mago maestro hay una visión clara de por qué que quiere ser un mago.
Debes saber qué es lo que más te atrae de la magia, ¿qué tipo de trucos de magia que más te gusta ver? ¿Magia con monedas? ¿Magia con cartas? ¿Magia de escenario? ¿Magia callejera? ¿Mentalismo? No importa qué es, debes sacar provecho de esa pasión. Debes hacer esto por tres razones: una es que entonces estarás seguro de que estás aprendiendo algo que te gusta y a la vez la pasión te dará el combustible adicional de tu motivación para practicar. Otra es que cuando se tiene pasión  es fácil comunicarse y tu público percibirá tu placer por la magia y lograrás una buena relación con el. .


La ultima cualidad es la experiencia suprema y perfecta confianza.
Esto no se trata de ser un egocéntrico. Se puede ser humilde y confiado, al mismo tiempo.
La confianza en la mente de un mago es la seguridad total. Pero, ¿cómo se gana esa confianza?
Para algunos, esta clase de confianza es bastante natural, para otros tiene que ser aprendido. Pensando en el tipo de confianza que existe en la mente de un mago exitoso, hay algunas cosas simples y prácticas, sorprendentemente, que puedes hacer para cultivarlo.
Una cosa es asegurarte de que a través de tu constancia, la pasión y la disciplina en la magia deje completamente segura la parte técnica, cada truco, cada gesto perfectamente, sin problemas,- sin ni siquiera pensar-. Si ya no tiene que pensar en lo que está haciendo es porque ya eres libre para centrarte en cómo lo estás haciendo, en tu audiencia en lugar de ti mismo y eso debería ayudar a hacer crecer tu confianza muy rápido.
Otra cosa es ser humilde. Humilde aquí sólo significa que no se toma todo demasiado en serio. Estate preparado para reírte de ti mismo. La mente del mago maestro no está llena de pensamientos egoístas sobre sí mismo – por lo menos no mientras él está actuando- sino que se centra totalmente en la audiencia, quiénes son, cómo son, la construcción y el mantenimiento de esa relación.
Y, por último, pero no por ello menos importante, es que la mente del mago maestro está lleno de diversión y placer: Él está disfrutando mucho de la creación de la magia y compartirla con los demás.
Así que ya sabes lo que está pasando en la mente de un mago maestro y sabes algunos pasos prácticos que puedes tomar para cultivar ese tipo de mentalidad.
Si tomas esta actitud, serás un mago, más feliz, más relajado y muy querido.

Imagen Fuente

Enhanced by Zemanta

Comments

comments

Comments

comments

4 Comments

  1. kase

    21 julio, 2011 at 9:05 pm

    y no olvidemos tener manos firmez!!!
    que por mas perseverancia y diciplina que tengas si tienes huntingthon nunca te saldran los trucos de magia tradicionales =P

  2. Mago ZAid

    21 julio, 2011 at 2:24 pm

    Llevo muy poco en este bello arte, estoy aprendiendo dia a dia tratando de dedicarle bastante tiempo, sin embargo como muy bien lo anota el artículo me he dado cuenta que no solamente se necesita practicar y concer mucho los efectos, tambien es necesario tener una personalidad definida que permite no solo aceptar errores sino además autocriticarse, lo que enriquece nuestra madurez para perfeccionar la magia.

    Magicordialmente,

    Zaid.

  3. jose luis

    20 julio, 2011 at 5:09 am

    muchas gracias por sus aportaciones,como siempre muy interesante

  4. Cesar Ilusionista

    20 julio, 2011 at 5:01 am

    Estoy totalmente de acuerdo con este articulo, llevo ya 32 AÑOS en este bello arte. aveces bien y super bien y aveces, sobreviviendo. Pero siempre con la plena seguridad que escogi una bella profesion. Cada vez que logro el asombro, en el publico, ho que alguien me dice que me vio cuando era un niño y ahora ya es un adulto, recibo mi recompensa.
    Ser ilusionista es algo mas que saber secretos, mas que presentar trucos de cartas. ser ilusionista es toda una filosofia de vida, llamada Arte.
    Desde mi butaca magica en Guatemala
    Cesar ilusionista

Leave a Reply

Cancelar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>